viernes, 4 de julio de 2014

NO ES UN SUEÑO



Tienes una extraña manera
de habitarme.
Estás en mi cuerpo,
en cada músculo que tocaste,
estas piel adentro.
Te siento en cada movimiento
cuando una parte de mí
grita tu presencia.
Dolor que no llega a serlo,
sensación de ti
que detiene el tiempo.

Bailamos, nos abrazamos,
volvimos a bailar,
nos detuvimos dentro.
Toda la noche dentro.
Y todo regresa de golpe
hasta cuando duermo.

No es un sueño    
o lo es sin serlo,
como el dolor                                                                                          de tenerte dentro.

---------------------------------
Una versión de este poema, leída por el autor, aquí.


Los amantes se habitan de maneras felizmente inesperadas. Y entre la materialidad del cuerpo y los fantasmas del deseo fluye el río que los une,  que los lleva y que son, cada noche, en todas sus visiones y sus movimientos.

1 comentario:

Suspicaz dijo...

Lo admiro profundamente sr. Alberto! Como comenté en facebook, ud tiene el don de convertir una frase que pudiera parecer común o sencilla, en una sublime con sólo una palabra mas... una palabra que sólo brota de ud y de su ilimitada inteligencia y esencia.
Me deleito cada vez mas en lo que escribe!